En The MadRoom ya hemos hablado varias veces sobre temas de uñas y de lo que nos gusta llevarlas arregladas. Pero hoy vamos a comentar y aclarar una de las mayores dudas que os surgen ¿cuál es la diferencia entre manicura permanente y semipermanente?

Es genial poder elegir entre tantos colores pero no es tan fácil elegir que tipo de esmaltados es mejor para nosotras, sobre todo cuando las diferencias parecen tan pocas. Y si nos referimos a esmaltados de larga duración podemos hablar de manicura semipermanente y permanente. ¿Y cuales son las diferencias?

Diferencia entre manicura permanente y semipermanente 

Esmaltado Permanente

Pues como su nombre dice es “permanente” y es la opción más duradera. El esmaltado permanente lo podemos encontrar con diferentes materiales: acrílico, porcelana o gel. En todas las opciones podemos trabar la extensión y forma de la uña. Este tipo de producto requiere de un secado con luz UV para fijar el producto y conseguir una mayor dureza.

Se aplica sobre nuestra uña natural y se trabaja la forma y extensión según el gusto de la cliente y luego se esmalta con el color deseado. ¿Su duración? Pues es permanente, tal y como indica el nombre, lo único que al crecer la uña se nos irá viendo el crecimiento de la misma. Por tanto, cada 20/30 días (según la velocidad de crecimiento de nuestra uña) hay que ir al salón para trabajar la manicura.

Esta es la opción más resistente, duradera y con un aspecto y brillo fantástico. Nosotros optamos por el Gel de la marca alemana LCN ya que su calidad es inigualable y su acabado te dejara enamorada.

Pero no solo la durabilidad es una de las ventajas que tendremos con la manicura permanente, a continuación te resumimos la mayoría de estas ventajas:

  • La manicura permanente es económica: Al contrario de las uñas esculpidas, como las acrílicas, las cuales tienen un coste más elevado; la manicura permanente es más económica. Con lo que si no eres una persona que se muerda las uñas o las tenga débiles, la manicura permanente será tu mejor opción.
  • Salud en tus uñas: este tipo de manicura no necesita una preparación extrema de la uña, con lo que no requiere limado de la base de la uña, ya que el esmalte permanente se adhiere sin ningún problema.
  • Rapidez: Solo tendrás que invertir unos 45 minutos para lucir una manicura perfecta en tu centro de belleza.
  • Brillo impresionante y duradero: el esmalte permanente hará que tus uñas brillen durante 2-3 semanas, como recién pintadas.
  • Secado exprés: la fijación de este tipo de esmaltado permanente requiere el uso de una lámpara LED, gracias a la cual tus uñas estarán listas para tu rutina diaria desde el primer momento.

Y para su retirada es necesario realizarlo en el centro, por una profesional y con torno, ya que no se quita con ningún tipo de quitaesmaltes. Es recomendable acudir al centro puesto que si se retira de manera incorrecta, podremos dañar la uña natural.

En el centro de belleza lo primero que harán será hacer poroso el esmalte, primero con una lima de una manera suave, para eliminar el brillo y crear poros. Después de esto, prepararán tus uñas y cutículas aplicando vaselina alrededor de la uña para proteger la piel y las cutículas, para después aplicar acetona pura. Esta se aplicará empapando algodones con la misma y evitaremos que esta toque la piel para no dañarla. Para fijarla se hará uso de papel de aluminio durante al menos 15 minutos. Una vez transcurrido el tiempo necesario se frotará suavemente el esmalte hacia la punta.

Una vez retirado todo el esmalte, se procederá a hidratar las uñas convenientemente con aceites nutritivos o con cremas hidratantes.

Y para su retirada es necesario realizarlo en el centro, por una profesional y con torno, ya que no se quita con ningún tipo de quitaesmaltes.

esmaltado permanente

pide cita

Esmaltado semipermanente

Tal vez estemos hablando del esmaltado más común dentro de los esmaltado “permanentes”, sobre todo porque existe un gran cantidad de tonos disponibles.

La manicura semipermanente también necesita del sellado con luz UV para un secado rápido y un acabado perfecto y duradero. Su durabilidad también dependerá de la calidad de la marca del esmaltado que elijamos, en The MadRoom Madrid optamos por LCN o por Semilac. Y estamos hablando entre 15-20 días ya pueden aparecer pequeñas grietas.

  • Brillo inigualable: No solo disfrutarás 15-20 días de una manicura perfecta, con la manicura semipermanente disfrutarás de un brillo inigualable.
  • Salud en tus uñas: al crear una capa más fina con este esmalte, la uña respira mejor. Y al ser más fácil de retirar, sin necesidad de limar, la uña no se verá agredida.
  • Calidad-Precio: es un tipo de manicura que en cuanto a la calidad-precio, podemos decir que es un producto económico, con el que además podrás cambiar cada 15 días el tono o estilo sin que la uña natural se vea agredida.

Y para su retirada recomendamos hacerlo en el centro, ya que se usan productos más adecuados e incluso la ayuda de un torno, pero lo puedes hacer en casa con un quitaesmalte, dejándolo actuar durante varios minutos.

Sin necesidad de limar la capa superior, como pasaba con el esmalte permanente, comenzaremos a preparar tus manos aplicando vaselina pura alrededor de la uña para proteger la piel y las cutículas.

Después empaparemos el algodón en acetona pura y la fijaremos en la uña, evitando que roce la piel, con papel de aluminio. Dejamos actuar durante al menos 15 minutos y restiramos el esmalte hacia la punta.

Solo quedará hidratar la uña con aceites nutritivos o crema hidratante y estarás lista para volver a realizarte otra manicura.

Este esmaltado también necesita del sellado con luz UV para un acabado perfecto y duradero. Su durabilidad también dependerá de la calidad de la marca del esmaltado que elijamos, en The MadRoom Madrid optamos por LCN o por Semilac. Y estamos hablando entre 14/20 días y pueden aparecer pequeñas grietas.

Y para su retirada lo puedes hacer en casa con un quitaesmalte, dejándolo actuar durante varios minutos. Pero recomendamos hacerlo en el centro, ya que se usan productos más adecuados e incluso la ayuda de un torno.

esmaltado semipermanente

Qué elegimos ¿esmaltado permanente o semipermanente?

Simplemente es cuestión de valorar si nos gusta cambiar más a menudo de manicura, o por lo contrario no tenemos tiempo y queremos algo más duradero.

A nivel precio hay que tener en cuenta que la manicura permanente es más cara ya que dura más.

Un último consejo, desde The MadRoom te recomendamos que tras un tiempo usando cualquier tipo de esmaltado permanente o semipermanente dejes descansar las uñas y las trates con algún tratamiento específico, como el Natural Naial Boost de LCN que es el producto estrella para proteger y reparar las uñas dañadas o debilitadas.

 

Esperamos que hayáis aprendido la diferencia entre la manicura permanente y semipermanente. Si tenéis alguna duda o algo más que aportar no dudéis en dejarnos un comentario.

¡Hasta la próxima!

Clicka para valorar este artículo
[Total: 1 Media: 5]